Valderas defiende una reforma de la Ley de la Cámara de Cuentas para mejorar el control de los fondos públicos

 

El Coordinador General de IULV-CA, Diego Valderas, ha defendido  la necesidad de reformar la Ley que regula la Cámara de Cuentas de Andalucía, de cara a que cuente con mejores condiciones para controlar "con mayor celeridad y rapidez" los fondos públicos de la comunidad, siendo "lo deseable" que pueda realizar dos auditorías por legislatura a cada una de las instituciones, "ya sean diputaciones, ayuntamientos o Junta de Andalucía".

 

En declaraciones a los periodistas, tras reunirse con el presidente de la Cámara de Cuentas, Antonio López, Valderas ha dicho que si se fuera capaz de mejorar las condiciones de esta institución para el próximo año, se habría dado "un paso de gigante" en lo que se refiere al control de los fondos públicos de la comunidad.

 

El líder de la federación de izquierdas, que ha calificado como "muy importante" la reunión con representantes de la Cámara de Cuentas, ha dicho que de ella se puede desprender "compromisos políticos de futuro" para mejorar las normas que lo ampararan y poder permitir mejores condiciones de trabajo y de actuación.

 

"Queremos estar comprometidos con ese futuro, mejorando las condiciones y haciendo que la Cámara de Cuentas vaya más allá en sus intervenciones sobre el tema auditor de las cuentas públicas desde una posición de prevención y de impulsar el mayor nivel de auditorias", ha apuntado el líder de IULV-CA.

 

Valderas ha subrayado que la Cámara de Cuentas tiene que convertirse en una "institución antidoping de la corrupción" en el conjunto de la comunidad autónoma. "Tenemos que ser capaces de convertirla en un instrumento corrector en su totalidad para la erradicación de los elementos de corrupción", ha añadido.

 

Tras afirmar que ello contribuiría a prestigiar la acción democrática y la vida política, Valderas ha considerado "tremendamente importante" que las instituciones se conviertan "en palacios de cristal" y que el ejercicio presupuestario de un año se tenga que rendir "con urgencia y celeridad" al año siguiente.